IELTS vs TOEFL, diferencias que te ayudarán a elegir cuál examen tomar

Profile PictureFlag
Sebastian Español
3 de octubre de 2017
1497
3 minutos
Si quieres trabajar, estudiar o irte a vivir a un país de habla inglesa, no podrás escaparte de hacer algún examen de inglés, ya sea el TOEFL (Test of English as a Foreign Language) o el IELTS (International English Language Testing System), que son los más aceptados alrededor del mundo, pero ¿cuál es mejor para ti? La respuesta va a depender de acuerdo con diferentes factores que veremos en este post.


Lo primero que tienes que revisar son los requerimientos de la universidad, el trabajo o incluso la visa que vas a tramitar. Por ejemplo, el TOEFL es un examen con un enfoque completamente académico y que es más aceptado en Estados Unidos, por proceder de este mismo país y, por su parte, el IELTS proviene de la Universidad de Cambridge, por lo tanto, es más utilizado en Inglaterra y en otras naciones de habla inglesa.

En el IELTS también puedes elegir entre dos tipos: el Academic, que es más usual para universidades, y el General Training, el cual se utiliza, sobre todo, para cuestiones de trabajo o migración.

Si ya has revisado qué examen es requerido y los dos son igualmente aceptados, seguramente os surgirán muchas dudas para saber cuál elegir, así que iremos poco a poco explicando cada sección de los exámenes para que logres decidir por el que más os beneficie.

Para empezar, ambos se se dividen en cuatro principales secciones: listening, reading, writing y speaking; veamos de qué tratan.

Listening (compresión auditiva)

En el TOEFL, esta sección tiene una duración de 60 a 80 minutos que serán de audios académicos, y de 34 a 51 preguntas únicamente de opción múltiple. De forma similar, el IELTS dura 60 minutos y son 40 preguntas de temas académicos y de la vida diaria. Este examen también tiene diferentes formas de ejercicios, como verdadero o falso y rellenar espacios en textos.

Un último diferenciador importante entre ambos exámenes son los acentos. Mientras que en el IELTS escucharás acentos británicos y de otros países como Escocia o Australia, en el TOEFL será un acento americano, así que si estás más acostumbrado a uno de ellos, este podría ser un factor importante a la hora de tomar una decisión.


Reading (lectura)

Ni para qué mentirte, esta sección puede ser un poco cansada, pero tranquilo, solo será por una hora o, en el caso del TOEFL, tal vez un poco más. La sección de lectura del IELTS, como mencionamos, dura 60 min y consta de 3 lecturas que van aumentando de dificultad y donde responderás distintos tipos de preguntas, tales como elegir el mejor título. Una ventaja de este examen es que todas las preguntas se presentan en el mismo orden del texto. Por su parte, el TOEFL puede durar de 60 a 80 min y tiene de 3 a 5 pasajes académicos, del mismo nivel de dificultad y con preguntas de opción múltiple.

El mejor consejo en esta sección es buscar tips de concentración. Uno de los más importantes es que te hayas alimentado muy bien antes del examen.

Writing (escritura)

Ahora sí, es hora de poner a prueba tus habilidades de redacción y gramática. Ambos exámenes se dividen en dos tareas principales, pero hay una gran diferencia: mientras que en el TOEFL usarás un ordenador, en el IELTS tendrás que hacerlo a mano. En el caso del primero, os pedirán escribir un ensayo académico corto de entre 300 y 350 palabras, y la segunda tarea será responder una pregunta a partir de un texto y el audio de un profesor discutiendo el mismo tema. Para el IELTS también redactarás un ensayo corto y, como segunda tarea, os pedirán un reporte descriptivo a partir de un gráfico, por ejemplo, una tabla comparativa o el diagrama de algún proceso.

No cabe duda que, en esta sección, ambos exámenes tienen su nivel de dificultad, y un factor muy importante será tu habilidad para usar un teclado o el que tengas una letra legible.


Speaking (conversación)

Por fin viene la última parte y, al igual que la sección de writing, la diferencia es que en el TOEFL responderás ciertas preguntas mediante un micrófono y en el IELTS serás entrevistado directamente por una persona. Esto tiene sus ventajas y desventajas. Si te pones nervioso estando frente a alguien, seguramente os será más fácil la primera opción, y la ventaja de ser entrevistado por una persona es que podrías pedir que te formulen nuevamente la pregunta si no has entendido perfectamente. En cuanto a la duración de este examen, el TOEFL será de 20 minutos donde además de responder preguntas, también tendrás que resumir la información de un texto. Por otro lado, el IELTS durará como máximo 15 minutos y además de tener preguntas de la vida diaria, te pedirán que hables por cierto tiempo de un tema en específico.

Entonces, ¿cuál es mejor? Como mencionamos en un principio, depende de tus habilidades y necesidades. Si no soportas más de 3 horas de examen y prefieres hablar directamente con una persona, el IELTS es la opción, pero si te sientes más cómodo frente a un ordenador entonces el TOEFL os será más práctico. Sea cual sea tu decisión, es importante tener en mente que ambos exámenes contienen ejercicios y preguntas bastante estructurados y, con la ayuda de profesores de inglés especializados en cursos de inglés, tanto para el examen TOEFL como para el IELTS; no solo sentirás seguridad en tus respuestas, sino que tendrás la certeza de obtener el puntaje deseado para cumplir tu sueño de estudiar, vivir o trabajar en el extranjero.

Artículos que te pueden interesar

Los entresijos del subjuntivo español - Parte 1
Profile Picture
Martina Pérez
20 de julio de 2018
10 Brazilian Portuguese Idioms with Body Parts
Profile Picture
Nathaly Silva
20 de julio de 2018
Fixing Common Vocabulary Mistakes
Profile Picture
Charles Chery
20 de julio de 2018